viernes, 8 de julio de 2011

YOGA - VASISTHA III "Segunda Conversación"


La mente que es testigo de las verdades espirituales y se establece en una perfecta ecuanimidad sin ser afectada por los accidentes exteriores, llega a columbrar que la luz de la Verdad reside en ella.

Cuando hay una lámpara, también hay luz; y el sol radiante trae consigo el día; donde hay una flor también hay perfume; así, allá donde está el Espíritu vivo, allá está el conocimiento del mundo.
El mundo que aparece a su alrededor es como la luz de Atman. Las almas de los hombres están dotadas de este conocimiento desde que nacen. Después, a medida que crecen, se despliegan en el curso del tiempo en forma de este amplio bosque del mundo.
Sabe, oh Rama-ji, que aunque al hablar de ello se diga corrientemente: ‘Todo está creado por, o todo viene de Dios’, en realidad, en el sentido espiritual no es así. Ningún cambio, ninguna separación, ni ninguna relación de espacio o de tiempo tiene que ver con el Supremo, que es inmutable, infinito y eterno; ni aparición o desaparición alguna Le conciernen.
La mente, por el hecho de haber nacido de Él, dispone tanto del poder como de la inteligencia de Su intelecto y, si se aplica con ardor, alcanza la meta que se ha propuesto.

8 comentarios:

  1. "Donde está el Espíritu vivo está el conocimiento del mundo"...ese espíritu sería como la actividad primordial que origina y recorre todo el mundo de los fenómenos, el que acerca la intuición que lo reconoce. Un texto lleno de sabiduría el que nos estás dejando, gracias Gorka.

    ResponderEliminar
  2. Somos dioses despertando...

    Muy bonito. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Gorka......¿Columbrar? mnnnnnnnnnnnn me gusta el leguaje sencillo que llega a mi corazón , que pondrías tú en su lugar?

    Gracias por esta magnífica entrada,
    saludos cordiales

    ResponderEliminar
  4. Gracias por comentar Delia, Karma y Arianna!

    Cuando leí esa palabra Arianna también me sorprendió. Cuando leí el significado entendí:
    Según la RAE Columbrar es:
    1. tr. Divisar, ver desde lejos algo, sin distinguirlo bien.
    2. tr. Rastrear o conjeturar por indicios algo.

    Abrazos!

    ResponderEliminar
  5. "perfecta ecuanimidad sin ser afectada por los accidentes exteriores", esa es la clave, el signo de la verdadera sabiduría.

    Gracias Gorka, un pasaje muy "columbrón":)

    Abrazos compañero!!

    ResponderEliminar
  6. Qué maravilla de texto ... esa mente "sin ser afectada" es la paz, ananda!
    Que columbremos, más allá de la duda, y de los indicios, nuestra verdadera y única Realidad.
    Gracias amigo!

    ResponderEliminar

Archivo del blog

Compañeros de viaje

Esencia en Facebook

Luna

CURRENT MOON
Free White MySpace Cursors at www.totallyfreecursors.com